16 Diciembre 2015

By ,   No tags,   0 Comments

Detengámonos un momento a pensar en lo que pasa cuando un jefe renuncia o, peor aún, abandona el puesto de trabajo.  Lo primero es una crisis porque no se sabe qué va a suceder a continuación, se generan demasiadas historias y especulaciones, siendo muchas de ellas irreales.  También sucede que la documentación no se deja en orden, y no hay un traspaso adecuado de funciones, lo que por lo general lleva a un caos.

 

La situación hasta el momento detallada, es más que todo administrativa, pero se debe considerar especialmente lo que pasa con ese equipo que se abandonó a su suerte.  Ante esta situación las personas suelen sentirse desprotegidas, sin dirección, generándose en muchos casos ideas de renuncia o abandono de puesto.

 

Empleados cansados

 

Desde mi punto de vista los jefes tenemos no sólo la obligación de los resultados, sino un compromiso con nuestra gente. Esta responsabilidad debe llevarnos a realizar una entrega de puesto ordenada, que nos permita salir siempre por la puerta grande.

 

Además, no sé si la empresa se lo merezca, pero tu equipo que te apoyó, que estuvo contigo en las buenas y las malas, definitivamente merece respeto. Un proceso de desvinculación sano, aminora una situación de caos y reduce el impacto en las personas y resultados.

 

feedback

 

Recuerda: tu obligación como jefe no es sólo administrativa, sino moral con la gente que te apoyó y es lo menos que podemos hacer por ellos, si hemos tomado la decisión de optar por otro camino. ¿Te parece justo?

 

Share

mm

About

Consultora Comercial, Conferencista y Entrenadora de equipos de ventas, con más de 12 años de experiencia gestionando áreas comerciales. Master especializado en Administración de Empresas – EADA Escuela de Alta Dirección y Administración de España. Profesional en Administración en Centrum Católica y Publicista graduada del IPP.

0 Comentarios

Leave a Reply







Suscríbete al Boletín

Únete al boletín y mantente informado de las noticias que tenemos para tí.

Gracias por suscribirte!